domingo, 6 de julio de 2014

Lo arriesgado es no hacer lo que te gusta

Lo arriesgado es no hacer lo que te gusta
Eso es lo que respondo cuando me dicen que hacer lo que siempre han querido hacer es muy arriesgado. Que ahora las cosas están muy mal, -¡y peor que se pondrán! -les digo. Precisamente por eso puede ser el mejor momento para "lanzarse", o por lo menos tener un plan B. ¿Tienes un plan B?



Esclavo de tu tiempo

Es la sensación que tengo muchas veces y que me recorre el cuerpo cuando pienso en el trabajo por cuenta ajena, y más aún si ya no te ilusiona. No solo porque no te deja hacer lo que realmente te gustaría, sino porque tampoco te deja pensar lo que puedes hacer. Mientras estés ocupado no piensas en "tonterías"...

Imagina que tienes una cadena en tu pie, pero la cadena es tan larga que apenas recuerdas que la llevas. Puedes vivir ocupado todo el tiempo y dentro de unos límites muy amplios, pero al fin y al cabo estás encadenado. Ahora imagina que tienes la llave de la cadena, ¿te la quitarías para salir de los límites? ¿salir de tu zona de confort?


Un plan B

Si todo va bien puede que no te preocupe tener esa cadena puesta, pero cuando la cosa está mal puede que te expulsen de los límites con una mano delante y otra detrás. A tu empresa le puede salir barato echarte del trabajo y a ti encima te puede salir caro. ¿Porqué no tener un plan B?

Vale que te cueste quitarte la cadena por ti mismo para ser libre y hacer las cosas a tu manera pero, ¿porqué no estar preparado para ello? Tu plan B puede ser lo que siempre has querido hacer, lo que más ilusión te hace y donde NO entran los "no tengo tiempo".


Dueño de tu tiempo

Cuando descubras tu plan B, descubrirás también que siempre habías tenido la llave de la cadena. Entonces la opción será únicamente tuya: esperar por si tuvieras que usar tu plan B o directamente hacer que tu plan B sea tu único plan.

Si encuentras tu verdadera ilusión y te das cuenta de que es posible llevarla a cabo, entonces la convertirás en tu forma de vida. No serás más esclavo de tu tiempo, sino dueño del mismo.


"Elige un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar ni un día de tu vida." 
Confucio


Si te ha gustado, comparte y quédate con la mejor parte: